Lunes 17 de junio de 2024
Conectate con nosotros

Viral

Día de la Cerveza: por qué se celebra el 31 de mayo

La cerveza es una bebida con mucha historia en el mundo y que se asentó en diferentes culturas

Día de la Cerveza: por qué se celebra el 31 de mayo

El Día Nacional de la Cerveza se conmemora cada 31 de mayo en la Argentina con el fin de impulsar la industria de esta famosa bebida alcohólica.

El país cuenta con diferentes cervecerías y malterías que se dedican a la producción masiva y artesanal. Si bien cuenta con un día internacional, Cerveceros Argentinos decidió proclamar un día autóctono para celebrar las prácticas asociadas a uno de los productos más consumidos por los argentinos.

La historia de la cerveza

El surgimiento de esta bebida se remonta al año 4000 a.C, en la Mesopotamia formada entre los ríos Tigris y Éufrates del Medio Oriente. Los estudios arqueológicos permitieron reconocer una tablilla, que ilustraba a personas consumiendo esta bebida. De esta manera, es posible afirmar que a partir de un accidente, fueron los babilonios quienes crearon su receta. Observaron una reacción química al combinar agua con distintos cereales y decidieron elaborar las primeras fórmulas con malta, trigo, sorgo y centeno. Años más tarde, la cerveza llegó a Egipto, donde fue consumida por los ciudadanos y especialmente trabajadores, por sus altos niveles calóricos. Es así que se convirtió en un producto de valor y comenzó a ser comercializado y utilizado como moneda de cambio.

Con el tiempo, se comenzó a experimentar con sus ingredientes, incorporando nuevos productos como el jengibre, el azafrán, la miel y la espelta. Los griegos se sintieron sorprendidos por esta innovadora bebida y la receta llegó a los romanos, para luego continuar hacia otras regiones de Europa donde se popularizó y perfeccionó su elaboración como Alemania y Bélgica.

La cerveza arribó a la Argentina en el siglo XIX con el objetivo de instaurar una nueva bebida popular que lograra competir con otras como el vino. Thomas Stuart y Thomas Ilson fueron dos inmigrantes ingleses que en 1738 inauguraron la primera fábrica cervecera del país llamada “Zerveza”. Esta no sólo se dedicaba a la producción de esta bebida, sino a la distribución y venta de productos para su elaboración. Sin embargo, no fue hasta 1888 que Otto Bemberg, un empresario y financista alemán, creó la Cervecería Quilmes. Esta se convirtió en una de las principales malterías de la Argentina y alcanzó una popularidad masiva.

Anuncio