Conectate con nosotros

Actualidad

Vouchers educativos para colegios privados: todos los detalles para acceder a ellos

Vouchers educativos

El Gobierno oficializó hoy el Programa “Vouchers Educativos” para ayudar a familias que envían a sus hijos a establecimientos de los niveles inicial, primario y secundario con una subvención del 75% o más, y una cuota que no supere los $54.396.

La medida entró en vigencia luego de haberse publicado la Resolución 61/2024 en el Boletín Oficial. La asistencia alcanzaría a 2.409.006 de chicos que concurren a más de 6 mil escuelas en todo el país, según los datos provisorios de la Secretaría de Educación.

¿Quiénes pueden acceder a los vouchers educativos?

Las personas que podrán acceder a la asistencia estatal serán aquellas que tengan bajo su responsabilidad parental a estudiantes de hasta 18 años de edad. Asimismo, será requisito que el colegio cuente con al menos 75% de subvención estatal y que el ingreso familiar no sea superior a siete salarios mínimos, vitales y móviles. Es decir, la familia que aspire a inscribirse al programa deberá tener una entrada de dinero mensual que no supere los $1.419.600.

Los interesados en aplicar al programa podrán inscribirse desde el 3 hasta el 30 de abril en argentina.gob.ar (Getty Images)Los interesados en aplicar al programa podrán inscribirse desde el 3 hasta el 30 de abril en argentina.gob.ar (Getty Images)

¿De cuánto son los vouchers educativos que anunció el Gobierno?

Aquellos grupos familiares que sean incluidos en la lista de beneficiarios podrán recibir el 50% del valor del arancel de jornada simple, sin incluir actividades extraprogramáticas, en función de la cuota base (marzo 2024) para mayo, junio y julio. El voucher tendrá un tope de $27.198 por hijo.

Cómo anotarse para acceder a los vouchers educativos

Las familias que quieran acceder al beneficio deberán completar un formulario disponible en argentina.gob.ar, desde el 3 hasta el 30 de abril, donde deberán incluir el CBU donde se acreditará el dinero e informar el establecimiento educativo.

La decisión de avanzar con los "vouchers educativos" la tomó Milei para asistir a las familias que tuvieron aumentos de cuotas de los colegiosLa decisión de avanzar con los «vouchers educativos» la tomó Milei para asistir a las familias que tuvieron aumentos de cuotas de los colegios

Vouchers educativos, una promesa de campaña

La implementación de vouchers en el sistema educativo había sido una de las promesas de campaña de Milei. La propuesta implicaba pasar de un financiamiento a la oferta, mediante el sostenimiento de las escuelas y colegios, al financiamiento de la demanda. Es decir, de cada alumno. Sin embargo, la propuesta no había sido retomada al inicio de la gestión. El anuncio de Milei supone, ahora, que habrá subsidios estatales tanto para la oferta como para la demanda en el circuito de la educación privada.

Es que la educación siempre es pública, aunque puede serlo mediante instituciones públicas o privadas. Y dentro de estas últimas, algunas reciben subvenciones económicas en distintos porcentajes. La mayoría de estas últimas entidades son colegios católicos que brindan nivel inicial, primario, secundario, terciario y universitario.

El anuncio lo hizo el Ministerio de Capital Humano, que encabeza Sandra Pettovello. “Va a haber vouchers y financiamiento para alumnos. Estamos muy cerca de anunciar eso”, planteaba Milei a mediados de febrero.

En aquel momento, agregó: “Vamos a incorporar un mecanismo de asistencia a la clase media para que los chicos no pierdan el colegio, porque la situación en la cual se te caen los ingresos y tenés que cambiar al chico de colegio no solo es traumatizante para los padres, sino también para los chicos”.

La cuestión educativa

La problemática del financiamiento educativo es uno de los temas que atraviesa la gestión libertaria. El mes pasado se anunció la interrupción del envío de los recursos a las provincias que formaban parte del Fondo de Incentivo Docente, que estaba destinado a los salarios de los maestros de todo el país.

Al mismo tiempo, la negociación paritaria nacional se encuentra empantanada porque la actual administración considera que la política salarial es una función indelegable de las provincias en las que el Estado Nacional no debe intervenir.

Además, en el proyecto de “Ley Bases y Puntos de Partida para la Libertad de los Argentinos” -conocida como “Ley Ómnibus- se había incluido una serie de artículos que contemplaba desde el examen final obligatoria para la finalización del secundario a la declaración de la educación como “servicio esencial”, por lo tanto, no puede interrumpirse por huelgas y manifestaciones sindicales.

Finalmente, esos ítems quedaron en el camino, pero en el gobierno de La Libertad Avanza anticiparon que volverán a insistir con esas propuestas en un futuro.

Anuncio