Conectate con nosotros

Deportes

Sarmiento volvió al triunfo con un gol sobre el final, 2 a 1 a Gimnasia y Tiro

Sobre la hora, y dejando el corazón en la cancha, Sarmiento se reencontró con el triunfo ante su gente, derrotando nada menos que al puntero del grupo D del Torneo Federal A, Gimnasia y Tiro; y se afianza en los puestos del Reducido.

El partido, válido por la 25° fecha, fue tenso desde el principio y jugado con pierna fuerte, como una verdadera final por el conjunto de Resistencia, que además tenía en la cuerda floja a su técnico, Nazareno Godoy.

En el primer cuarto de hora, el partido fue parejo. Ambos equipos se prestaron la pelota, pero ninguno logró elaborar juego ni ser profundo como para preocupar al arquero rival.

En el “Decano”, lo mejor en ataque lo aportaba Vega, sobre todo cuando se tiraba sobre el sector izquierdo del ataque del local; y Torres por derecha, cuando lograba picar a la espalda del lateral izquierdo.

A los 15´ llegó la más clara del equipo de “Naza” Godoy. Tras un saque de arco mal ejecutado por el portero Federico Abadía, la pelota le queda a Torres que mete un lindo centro, pero Salvatierra no estuvo fino para cabecear.

A los 20, respondió el “Albo” salteño. Después de un lateral, Exquiel Nareze “peinó” la pelota entrando al área, se durmieron los centrales de “Deca” y Fabricio Rojas quedó mano a mano con Di Fulvio, pero resolvió mal.

A los 28´, lo tuvo Sarmiento. El mediocampo de Gimnasia perdió la pelota, el balón le quedó a Juan Manuel Torres en tres cuartos de cancha. El volante encaró en velocidad, se sacó un hombre de encima y sacó un potente remate, desde unos 25 metros, que Abadía logró sacar al córner.

Pero a los 31´, llegó el gol del puntero del grupo. El conjunto del “Yagui” Forestello aprovechó la indecisión del fondo de “Decano” para sacar la pelota del área y, tras una serie de rebotes, el balón quedó servido en los pies de Ivo Chavez. El lateral definió con un tiro rasante, al segundo palo de un Di Fulvio que nada pudo hacer.

Era demasiado premio para el conjunto visitante que, hasta allí, no había hecho méritos como para ponerse en ventaja.

El gol animó al visitante, que tomó las riendas del partido, Sarmiento sintió el golpe y sólo en los pies de Juan Manuel Torres tenía algunos argumentos como para soñar con el empate.

El primer tiempo culminó con una leve reacción del local, que llevó peligro frente al arco de Abadía con muchos centros, pero muy poco juego asociado.

 

El tiro del final

En el complemento, arrancó decidido Sarmiento. Movió bien la pelota, de derecha a izquierda y, tras un centro de Sagarzazu, Salvatierra exigió, de cabeza, al arquero cordobés.

En la segunda mitad, ambos equipos se aferraron a sus roles: el “Deca” monopolizando la pelota, sin demasiadas ideas a la hora de lastimar en el último tercio de la cancha; y el “Albo” parado de contra, cada vez más cerca de su arquero, inquietando sólo con las “picantes” intervenciones del veloz delantero Fabricio Rojas.

Promediando el complemento, “Naza” Godoy mandó a la cancha Maximiliano Resquín, buscando refrescar el ataque, pero Sarmiento se repetía en centros que se hicieron fáciles para la dupla de centrales cordobeses. El “Deca”, limitado por su propia incapacidad para generar juego, chocaba contra el combativo mediocampo que propuso Gimansia y Tiro, con Nareze y Birge.

Para el final, el DT de mandó a la cancha a Max Pared, Escobar y Martínez; en busca del plus que necesitaba el “Decano” para sacar adelante un partido que le había sido esquivo desde el  principio.

A los 38´, el volante central Mansilla tomó la pelota a 25 metros del arco, apuntó y sacó una bomba que rebotó en un rival y descolocó al bueno de Abadía, que nada pudo hacer.

El empate le quedaba mucho mejor al partido. Sarmiento soltó el lastre que implicaba perder por cuarta vez consecutiva, y jugó los últimos 10 minutos convencido en que podía dar vuelta la historia.

En un cierre de partido a pura tensión y emoción, quedó tiempo para la expulsión de “Naza” Godoy, que se fue masticando bronca.

Pero en la última del partido, gran jugada de mejor de la cancha, Juan Manuel Torres de derecha al medio. Cuando parecía que iba a definir, metió un taco para dejar mano a mano a Maximiliano Resquín que no dudó y con un lindo zurdazo, que se desvió en un defensor rival, venció a Abadía.

Con el triunfo consumado, el “Decano” ya piensa en la próxima fecha, donde intentará mantenerse en la senda del triunfo cuando visite a Crucero del Norte, en Posadas.

Anuncio
Haz clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *