Martes 23 de julio de 2024
Conectate con nosotros

Actualidad

La Aduana confiscó 6.000 productos de telefonía celular valuados en casi 8 millones de pesos

Los agentes especializados del organismo detectaron que «una ciudadana de Paraguay intentó ingresar al país con un auto totalmente acondicionado para el contrabando».

La mujer transportaba más de 6.000 productos escondidos en los laterales traseros, en la zona del airbag y en el torpedo del vehículo.

Desde el ente fiscalizador precisaron en un comunicado que «el procedimiento comenzó cuando la conductora llegó al puesto de control aduanero junto a su hijo menor de edad en una camioneta Renault Captur de matrícula argentina» y revelaron que «ante las preguntas de rutina, la mujer contó que había ido a Paraguay a visitar familiares, pero que vivía en Eldorado, Misiones».

A pesar de la declaración inicial, «al inspeccionar el vehículo, el personal aduanero notó signos de adulteración en el baúl», por lo que «en ese momento la actitud de la conductora cambió y se puso sumamente nerviosa», ante lo que los agentes de la Aduana le preguntaron a qué se debía la anomalía del vehículo y terminó confesando: «La camioneta está llena de productos de electrónica».

El comunicado detalló que «tras el testimonio de la mujer, el personal del organismo decidió realizar una inspección más profunda y utilizar un método no intrusivo de control: el escáner aduanero», remarcando que «las imágenes mostraron objetos no coincidentes con la forma original del rodado en los laterales traseros, en el torpedo y en la zona del airbag».

En consecuencia, los agentes «procedieron a revisar los lugares identificados en el escáner, para lo cual fueron desarmando esas zonas del vehículo» y «en efecto, encontraron un sinfín de productos de telefonía celular envueltos en bolsas de nylon».

Durante la inspección, el personal aduanero encontró 71 celulares de marca Xiaomi, 720 fundas para teléfonos, 3.000 flex de carga, 105 módulos de pantalla para teléfonos móviles, 1.000 ringers/campanas para celulares y 1.300 bandejas porta tarjetas SIM.

El valor estimado de la mercadería asciende a 7.806.134 pesos, por lo cual excedía ampliamente la franquicia contemplada en el régimen de equipaje para ingresos por vía terrestre, de US$300 por persona.

Al respecto, desde el organismo aclararon que «la cantidad y variedad de los productos hallados permite presumir que estaban siendo importados con fines comerciales, lo cual prohíbe su ingreso por la vía del mencionado régimen simplificado».

La Dirección General de Aduanas presentó la debida denuncia ante el Juzgado Federal de Eldorado, que ordenó el secuestro de la mercadería.

En los términos del artículo 977 del Código Aduanero podría caber una multa de 23 millones de pesos.

Anuncio
Haz clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *