Conectate con nosotros

Deportes

For Ever cerró la temporada con un buen triunfo como visitante

En el cierre de su participación en el Torneo de Primera Nacional, Chaco For Ever logró un buen triunfo, como visitante, por 1 a 0 ante Villa Dálmine, con gol del defensor central Yair Marin. El partido, válido por la 34° fecha del certámen de la segunda categoría del fútbol argentino, se jugó en el “Coliseo” de Campana (Buenos Aires).

Empezó mejor la visita, con autoridad como para manejar la mitad de la cancha, aunque lejos del arco rival.

Para el primer cuarto de hora, Dálmine emparejó el trámite con el buen trabajo de su medio campo, pero le faltaba contundencia en los últimos metros, por lo que el partido se jugaba sin inquietar a los arqueros.

A los 21´, lo tuvo Romero, para la visita. Llegó el centro y el delantero empalmó un remate que exigió al arquero Kletnicki. Pasaba poco y nada en las áreas y este tiro removió la modorra generalizada.

A los 28´, Ríos se metió en el área, se la entregó a Emiliano Bogado y el volante remató, pero no pudo vencer al arquero rival.

En un partido más bien apático, For Ever era más que Dálmine y reclamaba los tres puntos. En el equipo de Pancaldo, se destacaron Javier Iritier, con su habitual claridad para manejar los tiempos del equipo, Emiliano Bogado, en los últimos metros y Brian Nievas, combatiendo en la mitad del campo.

En el segundo tiempo, For Ever arrancó mejor también. A los 2´, Bogado habilitó al “Monito” Romero que quedó mano a mano con el arquero, pero el delantero demoró la definición y el defensor central alcanzó a cruzar para que la pelota se vaya al córner.

A los 6´ Yair Marin capturó una pelota que quedó boyando en el área grande, y con un potente remate de sobrepique, venció al arquero para poner al “Negro” en ventaja.
Liberados de presiones, los dos fueron a buscar el arco rival, pero las limitaciones a la hora de definir impidieron que el marcador termine más abultado.

For Ever lo tuvo una muy clara en los pies del ingresado Jonathan Dellarosa, y Dálmine arremetió con pelotas paradas que el arquero Canuto controló con prestancia.

El partido culminó sin incidencias. A pesar del descenso, la parcialidad local valoró el esfuerzo del equipo y el visitante cerró una temporada irregular, en la que encontró el juego sobre el final, para salvar la permanencia y esperar expectante la próxima temporada.

Anuncio
Haz clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *